8.7
Puntuación

A favor

  • Gran calidad de sonido
  • Graves poderosos y extensos
  • Manos libres y micrófono incorporado
  • Diseño muy bonito

En contra

  • Problemas ocasionales de conexión a ordenadores con Windows 10
  • Poca autonomía (5 horas)
Calidad de sonido
8.5
Conectividad
8
Diseño
9
Calidad-precio
9.5

Veredicto

Se trata de uno de los mejores altavoces Bluetooth del mercado actualmente, con una relación calidad-precio magnífica. Su calidad de sonido es muy buena, incluso mejor que muchos altavoces inalámbricos mucho más caros, y el hecho que disponga de manos libres con micrófono incorporado aumenta su utilidad. Lo único malo que tiene es la escasa duración de su batería, pero si no tienes pensado sacarlo de casa, es de lo mejorcito que puedes comprar.

192,11€
269,00
in stock
1 Nuevo Desde 192,11€
4 Usado Desde 110,99€
A partir de marzo 25, 2019 12:30 am
Envío gratuito

La historia del Harman/Kardon Onyx Studio 3 se remonta a mediados del 2014, cuando Harman/Kardon lanzaba al mercado una primera versión, siendo mejorada un año después con el Onyx Studio 2, que modificaba ligeramente algunos aspectos de su diseño y mejoraba también su sonido, mejorando a su vez la conectividad Bluetooth. En 2016, ha llegado la segunda renovación del equipo, con el Onyx Studio 3, que es el que nos ocupa ahora.

Se trata de uno de los buques insignia de una compañía de mucho reputación en el mundillo del audio, además de estar creciendo mucho en nuestro país. Es lógico si atenemos al hecho que por el precio actual de  desde 249,25 € puedes hacerte con un altavoz espectacular en cuanto a sonido, siendo unas de las mejores opciones en cuanto a relación calidad-precio del mercado.

Harman/Kardon Onyx Studio 3: Especificaciones principales

Harman/Kardon Onyx Studio 3: Características
  • woofers, tweeters y 2 radiadores pasivos de graves
  • Potencia de 60W RMS (30W usando la batería)
  • Conectividad Bluetooth y entrada auxiliar de 3,5 mm
  • Mide 28 x 16 cm y pesa 2.1 Kg
  • Disponible en colores negro y gris

Un diseño icónico que enamora nada más verlo

El diseño del Onyx Studio 3 se ha convertido en un icono. Tiene tanta personalidad y es tan atractivo a la vista que es uno de esos productos que entran rápidamente por la vista. No han sido pocas las personas que al verlo en casa me han preguntado si eso era realmente un altavoz, y es que estamos acostumbrados a ver altavoces con formas cuadradas y no en un formato tan peculiar como en este caso.

Harman/Kardon Onyx Studio 3: Diseño

Como puedes ver en las imágenes, el Onyx Studio 3 tiene una forma completamente redonda visto de frente, aunque visto desde arriba se puede ver que su cuerpo es en realidad ovalado. En su versión de color negro, ofrece una apariencia increíblemente sofisticada, con esa mezcla de diseño entre moderno y clásico, con un carácter minimalista que te permite ponerlo en cualquier rincón de casa y que quede estupendamente en cualquiera de ellos.

Verlo de cerca también te permite descubrir unos acabados y unos detalles magníficos, que hacen de este un altavoz muy bonito, de una estética super cuidada y que transmite sensación premium, a pesar del precio bastante comedido al que lo tiene puesto a la venta Harman/Kardon en España. Uno de los detalles que más molan es la malla que recubre los transductores que componen el altavoz, de un color negro carbón y que se junta perfectamente con el marco del cuerpo del altavoz, siendo imposible quitarla. En el centro de la malla está el logotipo de Harman/Kardon.

El resto del cuerpo externo del altavoz está hecho de un material gomoso y que tiene una textura rugosa. La sensación que da al tacto es de mucha robustez, y las marcas de las manos y los dedos no dejan huella en él. Cuando lo coges por primera vez te das cuenta que no es demasiado pesado, así que se puede transportar fácilmente, sobre todo gracias a un asidero que está puesto en la parte trasera. Y para que el altavoz quede bien apoyado allá donde lo pongas, cuenta con dos patas de plástico, terminadas con un taco de goma que deja bien firme el altavoz y evita deslizamientos indeseados.

En la parte central del lado trasero vemos otro elemento característico del Onyx Studio 3: su puerto de bajos con radiador pasivo, con una pieza redonda y metálica que vibra al dejar pasar los graves. Es bastante espectacular ver cómo vibra intensamente la membrana con los graves de las canciones.

Debajo del puerto de bajos están las pocas conexiones del Onyx Studio 3: el conector del cable de alimentación, un puerto USB que solo sirve para actualizaciones de firmware y un puerto auxiliar con conector mini-jack de 3.5mm, lo que nos permitirá utilizar el altavoz con un PC, una televisión o, en definitiva, cualquier aparato que cuente con este tipo de conexión.

En el marco de la esfera se encuentran los botones con los que se maneja el altavoz. Tenemos, por supuesto, el botón de encendido y apagado, y justo en la parte más alta y centrada del marco están los botones de volumen. A continuación encontramos dos botones más, uno para atender llamadas del móvil, y otro para la conectividad Bluetooth. Aquí me he encontrado un primer inconveniente, y es que si el altavoz está a una altura igual o superior a la tuya, los botones quedan ocultos a la vista, y al ser planos no sabes muy bien qué botón estás pulsando. Al final te haces con ellos a medida que los vas usando, pero al principio cuesta un poco.

Harman/Kardon Onyx Studio-3: Botones

Ora cuestión que puedes intuir viendo solo las fotos, es que se trata de un altavoz de tamaño medio. El diámetro de la circunferencia del altavoz es de unos 28cm, y de profundidad mide unos 16cm, así que tampoco es excesivamente grande, y junto con un peso ligero de 2,1kg, es muy fácil de trasladar por toda la casa, pero inmediatamente te das cuenta también que no es un altavoz para sacar a la calle, hecho que se ve respaldado por otras cuestiones, como la corta duración de la batería, de lo cual hablaremos más adelante.

Conexión Bluetooth con sus más y sus menos

La puesta en marcha del Harman/Kardon Onyx Studio 3 es muy simple. A la hora de transmitir sonido al altavoz podemos hacerlo de dos maneras: o bien a través de Bluetooth, de forma inalámbrica, o bien a través de la entrada de línea, con cable.

El protocolo Bluetooth que emplea el Onyx Studio 3 es el 4.1, y tiene soporte para los perfiles A2DP 1.3, AVRCP 1.5 y HFP 1.6. Esto nos permitirá usarlo de forma inalámbrica como altavoz de nuestro Smartphone o Tablet, como altavoz de un Smart TV y también como manos libres cuando recibamos llamadas.

El emparejamiento con cualquier dispositivo que cuente con Bluetooth se efectúa de manera muy rápida. Basta con pulsar una sola vez el botón de Bluetooth para que este empiece a parpadear, momento en el que hemos de coger nuestro móvil, tablet o dispositivo que vayamos a emparejar y buscar en él a nuestro Onyx Studio 3. El emparejamiento se realiza al instante, sin contraseñas ni pasos adicionales, y te enterarás de que se ha producido porque el altavoz emite un aviso acústico. También lo sabrás porque al realizarse con éxito el emparejamiento, la luz del botón Bluetooth deja de parpadear y se queda fija.

A partir de ese momento puedes empezar a enviar música al Onyx. Cualquier cosa que reproduzcas en tu móvil se transmitirá al altavoz, por lo que puedes usar tu reproductor de música favorito. Harman/Kardon tiene publicada una aplicación para móviles con la que también se puede gestionar la transmisión de música, aunque tiene bastantes fallos. Lo recomendable como digo es usar simplemente tu aplicación preferida de música, la que uses habitualmente en tu móvil.

Aunque es de agradecer que use el protocolo 4.1 de Bluetooth (que trae numerosas ventajas frente a los anteriores), el Onyx Studio sigue presentando algunos problemas. Como ya digo, el emparejamiento es perfecto y no presenta complicaciones. Además, el rango de cobertura, que yo he llegado a medir en unos 15-16 metros, es muy generoso, y a la hora de reproducir el sonido el Onyx Studio 3 lo hace sin cortes y de manera fluida. El inconveniente llega al utilizar el Onyx Studio 3 con mi PC con Windows 10 instalado, y el problema es que al reiniciar el ordenador cuesta que el PC y el Onyx Studio 3 vuelvan a conectarse automáticamente. Algunas veces lo hacen sin ningún problema y al instante, y otras hay que forzar la conexión, bien apagando y volviendo a encender el altavoz o bien reiniciando la conexión Bluetooth desde Windows.

Harman/Kardon Onyx Studio 3: Bluetooth

Si tú también tienes pensado usarlo como altavoz para tu PC, es mucho más recomendable que hagas uso del puerto mini-jack de 3.5mm. Evidentemente perderás la comodidad de la conexión inalámbrica, pero la conexión será más estable y no tendrás los problemas que acabo de describir. Probablemente también ganes un poco de calidad de sonido en el caso que la tarjeta Bluetooth de tu PC sea antigua y por ello haga uso de protocolos de Bluetooth anteriores al 3.0.

Para usarlo como altavoz de tu PC, es recomendable hacer uso de la entrada de línea que el Onyx Studio 3 incorpora en su parte trasera.

El Onyx Studio 3, como buen altavoz portátil que es, cuenta con batería recargable. No obstante, también puede usarse enchufado a la corriente. Además, funciona de manera idéntica a un ordenador portátil, pues cuando se enchufa a la corriente se carga la batería, y cuando esta se ha cargado por completo el altavoz se alimenta exclusivamente de la corriente, dejando la batería cargada para cuando lo desenchufemos.

Uno de los principales inconvenientes del Onyx Studio 3 es su limitada autonomía. Harman/Kardon no tiene reparos en anunciar una autonomía de 5 horas, y según mis cálculos este es un dato bastante aproximado, pues yo he llegado a medir una duración máxima de 4 horas y 36 minutos. Cabe decir que la autonomía también puede alargarse (o acortarse) en función del nivel del volumen y el tipo de música que escuchemos. O sea, que si le damos mucha caña, la batería puede durar incluso menos.

¿Esto es un problema? Hombre, pues si tenías pensado llevártelo a la playa, evidentemente lo es. Pero es que tampoco es el uso para el cual va destinado el Onyx, siendo principalmente un altavoz para interior, y no solo por la escasa duración de su batería, sino también porque su tamaño no invita a llevárselo de viaje muy a menudo.

Harman/Kardon Onyx Studio 3: Funcionalidad

Cabe destacar también otra peculiaridad, y es que el Onyx Studio 3 utiliza una potencia total de 60W si lo usamos en modo AC (enchufado a la corriente), pero la potencia se reduce a justo la mitad, 30W, si echamos mano de su batería. La diferencia no es mucha en cuanto a la calidad de sonido pero sí es clara y notoria en cuanto al volumen, que se ve claramente limitado, y este es un argumento más que justifica la sabia decisión de dejar el Onyx Sudio 3 quieto en un sitio de casa, ya sea una estantería, en una mesa o incluso en el suelo, pero siempre cerquita de un enchufe.

Un sonido potente, claro y con pegada

¿Pero qué hay del sonido? Al fin y al cabo es lo que más nos importa de un altavoz. En este sentido, el Harman/Kardon Onyx Studio 3 cumple con creces.

El interior del Onyx Studio 3 está compuesto de 4 transductores, en concreto woofers de 75mm y 2 tweeters de 20mm, por supuesto en una configuración de sonido estéreo. Cada uno de ellos está alimentado con 15 vatios, dando como resultado los 60 vatios de potencia máxima que alcanza el Onyx cuando está enchufado a la corriente. Hay que añadir también a la ecuación los dos radiadores pasivos de graves que ya hemos mencionado antes, y que se encargan de darle profundidad a los bajos.

Harman/Kardon Onyx Studio 3: Radiador pasivo

Harman/Kardon cifra la respuesta en frecuencia del Onyx Studio 3 en 50Hz-20kHz, pero la verdad es que la respuesta de bajos parece mucho más profunda. La calidad de los graves en el Onyx Studio 3 es fantástica, y los bajos suenan profundos y tienen una pegada tremenda, pero son a su vez muy suaves y tienen una resonancia perfecta que no perjudica al resto de frecuencias.

También es cierto que no es el altavoz más sofisticado en los agudos, que en el espectro más alto de frecuencia pierden brillantez, pero en general es un altavoz con un sonido bien balanceado, dinámico y muy divertido de escuchar por la buena respuesta de graves, que tan bien sienta con música pop-rock actual.

En otros géneros como el jazz se maneja también muy bien. Una escucha al “Kind Of Blue” de Miles Davis revela un sonido dinámico y profundo que únicamente falla en la representación de las notas más agudas. El volumen puede subirse en todo momento al máximo sin sufrir deterioro o distorsión destacable, lo cual habla magníficamente bien de la amplificación de cada uno de los transductores, aunque es justo decir que el mejor sonido, o el más equilibrado, se obtiene con un volumen justo a la mitad, que por otro lado es más que suficiente para llenar de sonido una habitación y un comedor de tamaño medio.

El perfil acústico del Onyx Studio 3 beneficia claramente a la música de géneros pop, rock, rap o incluso jazz o blues, y aunque sigue siendo muy disfrutable en el resto de géneros musicales, los más puristas echarán en falta un sonido más refinado en los sonidos más agudos. Aún así, el sonido es fantástico y realmente disfrutable en casi todos los escenarios.

Como ya digo, los entusiastas de este tipo de sonido alucinarán con los bajos que ofrece, aunque también hay que decir que, debido a este énfasis en los bajos y el corte en las frecuencias más altas, no puede calificarse a este altavoz como un equipo de sonido HiFi, aunque sí uno con una calidad de sonido espléndida, sobre todo por el precio que tiene. Sin ir más lejos, el Sonos Play 1 ofrece un sonido algo peor pero cuesta más.

Conclusiones del Harman/Kardon Onyx Studio 3

El Harman/Kardon Onyx Studio 3 es un altavoz de una calidad indudable. Tiene un diseño super atractivo, es fácil de trasladar de un sitio a otro dentro de casa, y lo que es más importante, su sonido es buenísimo.

Especialmente buenos son sus graves, que parecen más profundos de lo que en principio indica su ficha técnica. Los dos radiadores pasivos de graves hacen un trabajo estupendo y le dan una pegada y un impacto tremendos a la música. Menos sofisticados son sus agudos, pero en líneas generales es un sonido realmente bueno.

Así pues, pocas pegas se le pueden poner, y menos por el precio que tiene. Como mucho, lamentar algunos problemas de conexión Bluetooth, y la escasa duración de la batería, que hacen del Onyx 3 un altavoz ideal para tenerlo por casa pero poco apropiado para llevártelo de viaje.

192,11€
269,00
in stock
1 Nuevo Desde 192,11€
4 Usado Desde 110,99€
A partir de marzo 25, 2019 12:30 am
Envío gratuito
Harman/Kardon Onyx Studio 3: Cuando precio no está reñido con calidad
Se trata de uno de los mejores altavoces Bluetooth del mercado actualmente, con una relación calidad-precio magnífica. Su calidad de sonido es muy buena, incluso mejor que muchos altavoces inalámbricos mucho más caros, y el hecho que disponga de manos libres con micrófono incorporado aumenta su utilidad. Lo único malo que tiene es la escasa duración de su batería, pero si no tienes pensado sacarlo de casa, es de lo mejorcito que puedes comprar.
Editor's Rating:
4.3